Hummingbird spatuleail, otra especie amenazada en el Bosque de las Cataratas Gigantes.

El colibrí cola de espátula, otra especie que habita los bosques de Cuispes y la Catarata Yumbilla (895m.), otra especie “amenazada”, otra especie en peligro de extinción.

Este colibrí es único entre el resto de las aves ya que tiene solo cuatro plumas en su cola. Mide solo 15 cm y suele tener un peso de entre 40 y 70 gramos. Sus colores son verde, azul y cobre con una cresta violeta.

Esta ave, habitante de los bosques de Cuispes, es endémica de la Región Amazonas y debería convertirse en otro atractivo mas para los turistas que llegan a Chachapoyas con el objeto de visitar sus principales atractivos turístico: Kuelap, Yumbilla, Karajía, Huaylla Belen, Gocta, Cerro El Tigre, La laguna de los cóndores y un largo ect…

El colibrí cola de espátula se puede observar en los bosques de Cuispes, en las inmediaciones de la Catarata Yumbilla o en La reserva natural El Huembo, una reserva también muy cercana a Cuispes.

Este “Colibrí maravilloso”, como también se le conoce, es fácilmente reconocible entre el resto de aves, por sus dos larguísimas plumas en forma de ovalo, que tienen los machos de esta especie. Estas dos plumas además, pueden moverlas de forma independiente.

La alimentación de esta especie consiste en pequeños insectos y el nectar de diferentes flores.

Los machos hacen un impresionante despliegue para anunciar su calidad como pareja a la hembra. Flota por delante de ella y agita con furia sus espátulas. Los huevos de esta especie son grandes en relación a su tamaño, tienen un periodo de incubación de entre 15 a 21 días. Las crías del Loddigesia mirabilis se encuentran preparadas para volar al mes de vida.


Video: Loddigesia mirabilis o Colibrí cola de espátula

Nuevamente y por desgracia es otra de las especies de nuestro entorno que se encuentra en la Lista Roja de Especies amenazadas, del CITES y de la IUCN. Pese a las campañas de protección su número va en descenso, solo existen entre 500 y 1000 ejemplares. La presión que ejerce el ser humano sobre su habitat natural es la principal amenaza para esta especie, sobre todo por la deforestación y en menor medida por la caza.

Esta es otra de las razones por las que la protección de los bosques de Cuispes es tan importante. Con una población tan escasa y falta de lugares donde establecerse, el trabajo de conservación que muchas personas y organismos venimos realizando en silencio, la llegada de turistas de un perfil respetuoso con el medio ambiente y algunas (contadas) acciones por parte de los gobiernos, se convierten en la única esperanza de supervivencia de este maravilloso animal.

Al hilo de esto último existe un Proyecto de Ley, presentado al congreso de la república que “declara de necesidad pública e interés Nacional la puesta en valor y desarrollo turístico, de la Catarata Yumbilla.

Actualmente varias organizaciones de conservación de la naturaleza trabajan para intentar salvar de la extinción a este ave. En La Posada de Cuispes, seguimos apostando y luchando por la conservación de los bosques de nuestros bosques, que todavía, son un habitat saludable para esta especie.

Autor: Enrique Gonzalez
Fundador de La Posada de Cuispes
Home

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s